Sistema judicial de Bolivia, ¿podrá Arce construirlo?

Sistema judicial de Bolivia, ¿podrá Arce construirlo? Nuevo presidente de Bolivia Luis Arce debe resistir la tentación de politizar el sistema judicial para intentar contar con un poder independiente y fiable.

Bolivia sistema judicial

Un sistema judicial independiente y que funcione bien es esencial para el buen gobierno, la rendición de cuentas y, en última instancia, la estabilidad política. La falta de un sistema de este tipo en Bolivia explica muchos de los graves problemas que ha atravesado el país en el último año.

Sin embargo, las pacíficas elecciones del 18 de octubre han abierto una nueva oportunidad para el país. Cuando Luis Arce recibió la banda presidencial el 8 de noviembre, heredó un sistema de justicia hecho jirones y dócil ante los gobernantes.

Sus predecesores, Evo Morales, quien sigue siendo el líder del partido de Arce, el Movimiento al Socialismo (MAS), y la presidenta interina Jeanine Áñez, abusaron del sistema para perseguir a los opositores políticos.

El presidente Arce debería resistir la tentación de participar en la justicia de venganza y, en cambio, iniciar reformas amplias.

Los primeros signos de él son positivos. En su primera declaración después de su victoria, Arce, quien fue ministro de Economía durante la mayor parte del gobierno de Morales, prometió «aprender y superar nuestros errores».

En entrevistas con los medios, citó como un error la decisión de Morales de postularse para un cuarto mandato en 2019, una decisión que se convirtió en un factor clave que llevó a la crisis política de Bolivia el año pasado. Los bolivianos habían votado para mantener los límites de mandato en un referéndum de 2016, pero Morales se postuló de todos modos después de que el Tribunal Constitucional estuvo de acuerdo con el argumento descabellado de que el límite de mandato violaba sus derechos humanos.

Arce también dijo que la justicia “es una deuda que el MAS tiene” con el pueblo y que la justicia debe ser independiente de la política.

Son declaraciones impactantes de un líder del MAS. En cambio, Morales había calificado la independencia judicial como una «doctrina» de Estados Unidos y del «capitalismo».

De hecho, durante casi 14 años en el cargo, la administración de Morales debilitó activamente la independencia judicial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here