Lago Poopó, por qué desapareció el segundo lago más grande de Bolivia

Lago Poopó, por qué desapareció el segundo lago más grande de Bolivia. El lago Poopó solía ser el segundo más grande de Bolivia, después del Titicaca, y hace solo unas décadas, se extendía casi 70 kilómetros de punta a punta.

Lago Poopó Bolivia

Hoy, el lago es en gran parte una extensión plana de barro salado. ¿Qué pasó?

La respuesta es una combinación de factores climáticos y factores humanos más directos, como demasiada irrigación. Esto al menos brinda algo de esperanza: los bolivianos no pueden revertir el cambio climático por sí mismos, pero pueden hacer un mejor trabajo administrando su agua.

El lago Poopó, se encuentra a casi 3.700 metros sobre el nivel del mar en el “Altiplano”, una gran meseta en el centro de la Cordillera de los Andes. Es una cuenca endorreica: nada fluye y el agua se pierde solo por evaporación.

Dado que los minerales disueltos se quedan cuando el agua se evapora, el lago es tan salado como el océano, en algunos lugares considerablemente más salado.

Sin embargo, hace algunas décadas Poopó albergaba grandes comunidades de plantas y animales y era una fuente de recursos para los habitantes de la región.

Hoy en día, la situación es drásticamente diferente. Los niveles de agua han disminuido en las últimas dos décadas y, finalmente, el lago se secó por completo a fines de 2015 después del fenómeno meteorológico extremo de El Niño.

Esta fue una devastación ecológica. Muchas de las 200 especies de animales del lago desaparecieron, incluidos reptiles, mamíferos, aves (alberga una enorme comunidad de flamencos) y, por supuesto, peces. También hubo un éxodo de la población rural a las grandes ciudades más cercanas. Los más afectados de todos son los Urus-Muratos, una comunidad indígena cuya forma de vida se basaba en la pesca del lago Poopó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here